Micotoxinas, el peligro de un enemigo silencioso

Micotoxinas, el peligro de un enemigo silencioso

Las micotoxinas son sustancias tóxicas y cancerígenas producidas por hongos que se encuentran comúnmente en el grano y el alimento*. Después de la ingestión, estas toxinas se absorben en el tracto gastrointestinal y pueden causar una variedad de enfermedades clínicas y subclínicas educiendo así de forma importante la productividad animal.

* Según la FAO, más del 25% de los granos están contaminados por micotoxinas.

Efectos de las micotoxinas en los animales 

Tasa de crecimiento
• Disminución de la ingesta
• Disminución del rumen
• Gastroenteritis y vómitos
• Hemorragias gastrointestinales

Inmunidad
• Disminución de la eficacia de las vacunaciones y de los tratamientos antibióticos
• Inmunosupresión
• Aumento de casos de mastitis

Metabolismo
• Cetosis
• Desórdenes hepáticos
• Mala regulación térmica
• Laminitis

Reproducción
• Disminución de partos y aumento de abortos
• Hipertrofia ovárica
• Problemas reproductivos
• Prolapsos

Producción
• Disminución de la producción lechera
• Contaminación de leche 

La detección en el alimento de alguna de las principales micotoxinas (aflatoxina, ochratoxina, DON, toxina T2, zearalenona, fumonisina…) puede ser indicador de la presencia de otras micotoxinas desconocidas.

Todas ellas tienen diferentes efectos negativos en el ganado bovino, siendo la alfatoxina B1 la que más nos alarma, puesto que sus efectos mutagénicos en los humanos son muy severos.

La aflatoxina B1 es metabolizada en el hígado y el rumen de la vaca y pasa a la leche en forma de aflatoxina M1, considerando 0,05 ppb el nivel máximo permitido en leche cruda y leche tratada térmicamente para consumo humano.

* REGLAMENTO (CE) No 1881/2006 DE LA COMISIÓN de 19 de diciembre de 2006 por el que se fija el contenido máximo de determinados contaminantes en los productos alimenticio. 

toxidex+M1® actúa contra las micotoxinas mediante un triple mecanismo de retención, atraccióny destrucción.

Gracias a la estudiada combinación de aluminosilicatos, las micotoxinas son atrapadas y quedan retenidas física y químicamente debido a que su atracción polar se ve incrementada por la presencia de tensoactivos. Los aluminosilicatos están activados químicamente con agentes que ejercen una acción inactivadora y destructora de las micotoxinas.

La combinación de los tres mecanismos hace de toxidex+M1® un producto único con una gran eficacia frente a un amplio espectro de micotoxinas. 


Haz click abajo para ver el catálogo de: