·

 PREMEZCLAS AROMATIZANTES

Los sentidos corporales relacionan al animal con su entorno, y por tanto influencian en sus actos y funciones, entre otras la ALIMENTACIÓN.

Es por ello que el color, olor, sabor y textura de los alimentos condiciona su aceptabilidad y digestibilidad.

En este sentido los fabricantes de alimentos deben procurar utilizar materias primas de comprobada calidad y en un perfecto estado de conservación. Pese a esta premisa, los alimentos pueden sufrir enranciamiento, enmohecimientos y putrefacciones que desprenden malos olores, y también pueden contener aditivos, medicamentos, etc. de sabor desagradable.

Además la explotación moderna del ganado obliga a la confección de raciones que sin dejar de ser eficaces sean lo más económicas posible, esto resulta en formulaciones de piensos que incorporan cada vez más subproductos y que a pesar de satisfacer plenamente los requerimientos nutritivos, son rechazados por el animal.

También, en animales jóvenes recién destetados, la aromatización láctea mitiga el estrés del destete y facilita la adaptación a una alimentación sólida.

En otros casos, interesa forzar la ingesta del animal para asegurar que ingiere suficientes nutrientes para amamantar una numerosa camada o, en otros casos, para corregir la falsa saciedad de animales no estabulados que, en su alimentación libre, no han alcanzado a ingerir los nutrientes necesarios para la producción exigida.

Los saborizantes y aromas solucionan estos problemas, incrementando la APETENCIA del alimento y por lo tanto su consumo.

El sentido del olfato tiene tal importancia en la aceptabilidad del alimento que no sólo deben evitarse los olores desagradables, sino que debe procurarse evitar cambios bruscos de aromas que también provocarían el rechazo de pienso.

La adición de aromatizante tipifica la apetecibilidad permitiendo los cambios necesarios de materias primas o procedencias de las mismas e igualmente neutralizar sabores medicamentosos.

DEX IBERICA ha confeccionado una amplia gama de AROMAS SABORIZADOS estudiada para satisfacer las preferencias de cada especie y edad, partiendo siempre de productos naturales combinados de forma armónica que aportan al alimento un acabado de máxima calidad.

Los Nutriaromas están saborizados para proporcionar un gusto “dulceácido” que es un gusto de preferencia universal para la mayoría de las especies y edades; a pesar de ello se puede suministrar cada tipo de Aromatizante con el grado de edulcoración que se desee.